Asonada en Nueva Colombia: Los policías se metieron al cuarto y comenzaron a golpearnos y a dispararnos

Un procedimiento policial terminó en una asonada la noche del sábado en el barrio Nueva Colombia, al suroccidente de Barranquilla. A pesar de que las autoridades habían ordenado toque de queda y ley seca en todo el departamento, por el alto contagio del covid-19, algunos sectores no hicieron caso a las medidas.

Lo que parecía ‘normal’ bajo los parámetros de la ley terminó en una batalla campal y alteración del orden público que dejó como saldo un policía herido, al menos ocho personas lesionadas y daños en viviendas del sector.

En videos que circulan en las redes sociales, se aprecia una contienda en la que llueven piedras, palos y otros objetos que serían unas sillas. En medio del escándalo se escuchan algunas detonaciones.

Algunas balas fueron encontradas en el lugar de los hechos.

Por un comparendo: Policía

De acuerdo con el reporte de las autoridades, uniformados adscritos al Modelo de Vigilancia llegaron a una tienda ubicada en la carrera 22B con la calle 73, para imponer una orden de comparendo y cierre del establecimiento por el incumplimiento de las medidas restrictivas establecidas en el Decreto 0066.

“La comunidad enardecida arremete contra la patrulla con el fin de impedir el cierre, se solicita el apoyo y llega personal de la disponibilidad quienes trataron de controlar la situación, pero la comunidad se enfureció aún más lanzando objetos contundentes contra los policías: piedra, palos, botellas, etc., resultando así lesionado el policial”, señala el reporte.

En el procedimiento resultó herido un patrullero adscrito a la Estación Silencio, quien presenta una herida en la mano izquierda, siendo llevado a la Clínica de la Policía Nacional Regional Caribe, en donde recibió atención médica y fue dado de alta sin incapacidad.

Ante este hecho, Diario La Libertad se trasladó al lugar para verificar lo sucedido. Allí, los residentes desmienten el pronunciamiento de la Policía y señalan que los hechos sucedieron de otra forma.

La agresión que sufrió otro joven en medio de la trifulca.

”La tienda no estaba abierta, ahí solo estaban los administradores, quienes sostienen una discusión con los agentes, la comunidad salió a ver y es donde reaccionan de la manera violenta, agrediendo a todos los que se les atravesaba”, sostuvo una líder del barrio.

‘Salga, salga que los voy a matar’

Los actos violentos tras la llegada de los refuerzos se incrementó. La situación generó gritos y rechazo, y en las imágenes se aprecia cuando los policías discuten con la comunidad en medio de la calle en mención.

Todo se complica cuando los policías ingresaron a una vivienda y golpearon a una mujer y su pareja, además los apuntaron con el arma de dotación en presencia de niños.

“Se metieron al cuarto y comenzaron a golpearnos sin motivos, dispararon, no tuvieron que ver con los niños, una mujer embarazada, a quien le quitaron el celular porque estaba grabando”, agregó la mujer.

Ruby Villalba, es una de las mujeres que resultó con varios golpes en su cuerpo tras la brutal batalla campal; ”Salí a buscar a mi hijo, cuando vi que los policías lo estaban correteando y haciendo los tiros, nosotros corrimos y nos metimos en casa de un primo. De inmediato, la policía empezó a patear la puerta y tirar los peñones, acompañado de palabras obscenas”.

Añadió, ”mi primo le dijo que no tenía nada que ver, el policía respondió, ‘salgan, salgan que los voy a matar’, allí lo cogió y se lo llevó. Un policía que estaba me jala por el cabello y me dice ‘perra, desgraciada, te voy a matar’. Yo le respondo porque sí es mi primo. Me golpeó, me jaló por el cabello, hasta el punto de ponerme la bota en el pecho”, contó entre lágrimas la mujer que tiene dificultades para moverse ante las agresiones de los agentes.

Los enfrentamientos y asonadas de la Policía con la comunidad han tenido un alto incremento durante la pandemia.

CATEGORIES
Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus ( )