Rabia y conmoción en Santa Lucía por muerte de una bebé

Rabia y conmoción en Santa Lucía por muerte de una bebé

La ambulancia llegó 7 horas después.

Un problema de nunca acabar, la falta de ambulancias y las remisiones en el Atlántico. Un nuevo caso de negligencia y desidia sacudió al municipio de Santa Lucía, luego de la muerte de un bebé que tenía nueve meses de gestación en el vientre de Derlis Carolina De la Cruz que llegó a la ESE Hospital de la población ubicado en la calle 7 con carrera 4, en compañía de su esposo Juan Sebastián Fuenmayor de 26 años de edad, para realizarse un control prenatal y así ser atendida.

El médico de turno le indicó que el bebé no tenia frecuencia cardíaca y la envió a casa. La pareja al llegar a su vivienda le comenta a los parientes lo que estaba ocurriendo, quienes le manifiestaron que era grave la situación y Derlis debía irse a urgencia inmediatamente.
De la Cruz y su esposo nuevamente llegaron al hospital, y el especialista la revisa; posteriormente ordenan una remisión para ser transferida al Hospital Niño Jesús de Barranquilla, dicha remisión estaba programada para la 1 de la tarde, pero la falta de ambulancias retrasó el proceso y el vehículo finalmente llegó a las 8 de la noche para buscar a la mujer.A esa hora fue acompañada por los parientes de su esposo, mientras este se dirigía hasta casa para esperar noticias del estado de su mujer y del bebé.

Las horas corrían y poco después la desgracia llegó a la vida de este par de esposos jóvenes con la noticia que el bebé había muerto. El hecho destrozó totalmente al joven y se dirigió enfurecido hasta la ESE, donde partió todos los vidrios frontales.
Tras la actuación del joven, la Policía lo llevó a Santo Tomás este martes para ser judicializado, pero por razones desconocidas lo devolvieron a Santa Lucía. El aberrante caso conmovió a toda la población y en reacción se tomaron la Estación de Policía y la Alcaldía Municipal en defensa de Juan Sebastián Fuenmayor, ayer miércoles.

“Entiendo la rabia del muchacho, no es posible que en un hospital que está a 2 horas de Barranquilla no haya ambulancias desde hace mucho tiempo”, aseguró una habitante de Santa Lucía que prefirió mantenerse en anonimato.

Así mismo dijo, “el alcalde no se ha pronunciado ni mucho menos las autoridades del Atlántico. Es muy triste saber que enfermarse en este pueblo es buscar la muerte de una manera segura, porque si esperamos por una ambulancia ya sabemos lo que nos esperará. Muchas personas aquí no han podido ser remitidos a otros hospitales, otros deben irse en carro particular y el más frecuente de los casos es que la mayoría no tiene cómo costear un pasaje hasta otro municipio; pero nuestras necesidades son irrelevantes para los gobernantes”, aseguró la mujer.

“Queremos que las autoridades competentes tomen medidas, aquí siempre pasan negligencias e irregularidades y no ocurre nada”.

CATEGORIES
Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus ( )