La Bolsa de Valores de Colombia suspendió operaciones preventivamente por caída de más del 10%

La Bolsa de Valores de Colombia suspendió operaciones preventivamente por caída de más del 10%

El dólar alcanzó ayer un precio promedio de $3.804,36, lo que representó un alza de $219,78 frente a la Tasa Representativa del Mercado (TRM), por la caída de los precios del petróleo y por nerviosismo ante el anuncio de dos nuevos casos de coronavirus en el país.
La divisa abrió la jornada con un precio de $3.730. El precio máximo fue $3.847,50. El monto negociado durante la jornada fue de US$1.222,18 millones.
Según el analista Jorge David Quintero Otero, docente del departamento de Economía de la Universidad del Norte, el aumento de la divisa norteamericana se da por dos razones. Primero por la disminución en la demanda de petróleo que ha habido a nivel mundial concretamente en el caso de China y de Corea del Sur como consecuencia de la afectación en la producción de estos países por los efectos que está generando el coronavirus.

La otra razón es que ante la caída de esa demanda, los países productores de petróleo no han logrado ponerse de acuerdo en términos de ajustar la oferta de crudo, para que los precios no caigan. “Eso ha generado una guerra de precios entre dos de los grandes productores que son Rusia y Arabia Saudita, que ha llevado a que los precios hayan caído de manera fuerte. Esa baja de los precios del petróleo por la implicación que tiene el producto en la economía colombiana ha generado que el dólar se dispare”, expresó Quintero.

Sostuvo que el mundo está en un escenario de incertidumbre en donde lo que pasará va a depender de la progresión que tenga este tema del coronavirus a nivel mundial, de qué tanto se den casos en los países latinoamericanos y concretamente en Colombia y va a depender también de la respuesta que hay en los mercados financieros internacionales sobre esta situación. “A medida en que en los mercados internacionales haya pánico, haya crisis, esos efectos se van a ver en la economía colombiana y el dólar va a seguir teniendo esa fuertes subidas, pero no se puede predecir sí ese pánico va a pasar pronto o si la situación eventualmente se puede complicar mucho más”, explicó Jorge Quintero.

Según el docente, con la caída de los precios del petróleo se afectan los ingresos fiscales de Colombia y por esa vía en la medida en que haya menos recursos provenientes de la venta de crudo, se contarán con menos dinero en el presupuesto público para inversión social. Así las cosas podrían estar en riesgo algunos programas sociales y algunos estímulos que venga generando el gobierno nacional a la economía.

Además dice Quintero que el incremento en la tasa de cambio en unos meses debe verse reflejado en un incremento en el precio de los productos importados del país, en un incremento de la inflación y del gasto de los hogares

Sobre si el Gobierno debería replantear sus cuentas fiscales por esta situación, el economista dice que debe ser prudente y esperar a ver cuánto demorará esta situación de pánico y de crisis en los mercados financieros internacionales. No obstante considera que el Ejecutivo debe ir previendo y teniendo planes alternativos que tengan en consideración una disminución de los ingresos sin tomar ninguna decisión inmediata de manera importante.

Petróleo en su nivel más bajo

El precio del petróleo West Texas Intermediate (WTI) cerró con una baja de 24.59 por ciento, ubicándose en 31.13 dólares el barril producto de una guerra de precios entre Arabia Saudita y Rusia en medio de la crisis por el coronavirus.

Los contratos de futuros de WTI para entrega en abril en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), restaron 10.15 dólares respecto a la sesión previa del viernes.

En Londres, el Brent del mar del Norte perdió 24% a 34,36 dólares el barril, en su peor jornada desde 1991, por el fracaso de las negociaciones entre Arabia Saudita y Rusia.
La semana pasada la Organización de los Países Exportadores de Petróleo (OPEP), liderada por Arabia Saudita, y sus socios petroleros, encabezados por Rusia, no lograron un acuerdo para reducir la producción y sostener los precios, en un contexto de caída de la demanda por el coronavirus.
Rusia, el segundo productor mundial de petróleo y que no es miembro del cártel, se negó a una nueva reducción colectiva de esos 23 países (la llamada OPEP+) de 1,5 millones de barriles al día, como proponían los sauditas.
Como consecuencia, y tras el fracaso de las negociaciones, Arabia Saudita decidió el domingo el mayor recorte de sus precios del barril en 20 años.
Según Goldman Sachs Group Inc. la guerra entre la OPEP y Rusia podría llevar al petróleo a un precio de US$20.
Un análisis de Oanda indica que “La incertidumbre es grande y los inversionistas esperan que los precios del petróleo se sostengan a corto plazo, pero la verdad es que los operadores de energía no deberían sorprenderse si ven que los precios caen otro 20-40% en las próximas dos semanas. El petróleo ha tenido recuperaciones importantes meses atrás, pero probablemente esta tendencia se desvanecerá”.
Bolsas del mundo
La caída de los precios del petróleo y la incertidumbre por el coronavirus impactó las bolsas del mundo, registrándose un lunes negro para en los mercados financieros, que originó un alza histórica en el precio del dólar.
La Bolsa de Valores de Colombia (BVC) no fue ajeno a esto y cerró con uno de los resultados más negativos de los últimos años. El índice Colcap cayó 10,53% hasta llegar a 1.344,60 puntos. Como las pérdidas en la BVC superaron el 10 %, la Bolsa se obligó por reglamento a suspender las operaciones por 30 minutos.
Según la BVC la acción que más cayó fue la de Ecopetrol, con -20,07% hasta $2.555, seguida de Bancolombia, con una disminución de 14,24%.
Wall Street también detuvo sus operaciones preventivamente. el Dow que es el índice más volátil de la Bolsa, cerró cerró con una caída de 2,013 puntos, el índice del S&P500 se dejó 225 puntos (-7.60%).

Los mercados europeos también registraron importantes caídas. La bolsa de Milán fue la más afectada, con una caída de 11,17%. Londres perdió 7,7%, París cedió 8,3%, Frankfurt cayó 7,94% y Madrid retrocedió 7,9%.

Edward Moya, analista senior de mercados en Oanda afirma que los mercados bursátiles están en caída libre y es poco probable que los bancos centrales y los gobiernos puedan hacer algo en el corto plazo.
“La venta técnica se está volviendo fea y, aunque las expectativas son altas, la Fed llevará las tasas a límite cero, es probable que el inversor minorista quiera esperar esto… Los temores del virus, los riesgos de una deflación y el creciente estrés en los indicadores crediticios indican que los mercados verán a la Reserva Federal (Fed) lanzar un nuevo programa QE muy pronto”, indica el analista.

CATEGORIES
Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus ( )